Las 7 Maravillas del Alto Rendimiento en Maíz. Parte II: Cultivo Anterior, Densidad de Población, Labranza y Reguladores de Crecimiento.


Las 7 Maravillas del Alto Rendimiento en Maíz 

Parte II: Cultivo Anterior, Densidad de Población, Labranza  y

Reguladores de Crecimiento

Factor 4. Cultivo anterior

Conocer el historial del terreno, en particular el cultivo anterior, es el cuarto factor en orden de importancia. El correcto manejo de esta información puede significar una ganancia de hasta 1.6 t/ha en un rendimiento del orden de las 16.3 t/ha (260 bushels/acre). Una inspección crítica del historial del terreno puede evitar que se presenten problemas tales como deficiencias nutrimentales e incidencia de plagas y enfermedades, especialmente en las primeras etapas de desarrollo del maíz. En este sentido la rotación de cultivos es clave, pues además de ser una alternativa viable en el manejo de plagas y enfermedades, es un elemento clave cuando se desean obtener altos rendimientos en maíz. Investigaciones realizadas por el Dr. Fred Below demuestran que el monocultivo de maíz provoca una reducción continua en el rendimiento y un manejo más estricto del nitrógeno, a diferencia de la rotación con leguminosas en donde se han obtenido plantas de mejor vigor y mayor rendimiento (Figura 1). Las leguminosas tienen la capacidad de fijar y dejar una reserva importante de nitrógeno en el suelo, la cual posteriormente es aprovechada por el maíz. El Dr. Below también considera que una acumulación continua de residuos de maíz (ciclos maíz-maíz), además de influir en la disponibilidad de nutrientes clave como el P y K, también podría conducir a la acumulación de compuestos tóxicos que reducen el crecimiento y rendimiento de maíz.

                                                            

 

Factor 5. Densidad de población

Para definir este factor, no existe otro camino más efectivo que continuas evaluaciones. Es imposible establecer una “densidad de población universal” cuando se tienen diversos híbridos en el mercado, con morfología y capacidad de absorción nutrimental distintos. El mejoramiento genético por su parte, busca desarrollar materiales con hojas cada vez más dispuestas verticalmente, logrando así mayor número de plantas por unidad de superficie.

El maíz es una especie que ha demostrado responder positivamente al incremento de plantas por unidad de superficie, por lo que mayores rendimientos proceden de altas densidades de población. Entonces, si la intención es producir maíz de alto rendimiento, se debe buscar mayor densidad de población y con ello mayor gestión del cultivo, porque la respuesta de una alta densidad está fuertemente influenciada por el clima, la disponibilidad de nitrógeno, y el híbrido. Sin embargo, no todos los híbridos tienen la capacidad de responder a altas poblaciones, de aquí la importancia de hacer evaluaciones. Manejar densidades de población adecuadas puede significar una ganancia de 1.3 t/ha para rendimientos del orden de las 16.3 t/ha.

                         

Factor 6. Labranza

Actualmente existe un dilema sobre el mejor sistema de labranza que puede recibir el suelo, buscando elevar la productividad de maíz. Labranza convencional, mínima y cero son los esquemas bajo los cuales se cultiva maíz en regiones de México, cada uno ofrece ventajas y desventajas particulares, lo cierto, es que las condiciones de clima y suelo determinan el mejor sistema de labranza para una zona en particular. El Dr. Below ha encontrado ganancias del orden de 0.9 t/ha con adecuada elección del sistema de labranza, razón por la cual este factor ocupa el 6to lugar dentro de las 7 maravillas del alto rendimiento.  

 

                                                        

Factor 7. Reguladores de crecimiento

Los reguladores de crecimiento permiten obtener plantas de excelente vigor y ayudan a lograr el objetivo de alto rendimiento cuando se usan de forma correcta (dosis, forma y momento). El Dr. Fred Below ha realizado diversas validaciones e investigaciones  en campo mediante las cuales se ha comprobado el efecto positivo de fungicidas a base de estrobirulinas, y es que este producto además de permitir el crecimiento de plantas sin la incidencia de enfermedades, ha demostrado un retraso en la senescencia de hojas viejas. A medida que las hojas se mantienen verdes en la etapa de llenado de grano, la demanda de éstos se cubre con facilidad gracias a una mayor área foliar y tasa fotosintética. Si bien es cierto que los reguladores de crecimiento son la séptima maravilla para un alto rendimiento (una ganancia de 0.6 t/ha), la realidad es que bajo condiciones adversas de clima, el uso correcto de estos productos, así como de las interacciones con el resto de las maravillas magnifican su uso y utilidad.

                                                                                                  

Si deseas especializarte en este tema Intagri estará Impartiendo el Curso Internacional sobre la producción de Maíz de Alto Rendimiento que se llevará a cabo en la ciudad de Guadalajara , Jal. México, los días 22 y 23 de marzo de 2018, donde se abordaran temas sobre la Formulación de programas de fertilización con base en metas de rendimiento y análisis de suelo, además se hablarán estrategias de ¿Cómo?, ¿Cuándo? y ¿Cuánto? Fertilizar y regar, así mismo se hablara sobre el Manejo integrado de plagas, enfermedades y malezas en el cultivo de maíz entre otros temas más.

 

Redes Sociales:

http://rivulis.com/contacto/?lang=es
https://goo.gl/LQe3mc
Se prohíbe la reproducción total o parcial de este documento sin previa autorización de Intagri, S.C.

Comentarios

sanchez_ comentó:
Publicado: 2015-03-28 22:52:43
interesante artículo
Intagri S.C. - (Administrador Oficial) comentó:
Publicado: 2015-06-08 06:21:05
Gracias por tu comentario.