Los Micronutrientes en la Nutrición de Maiz


LOS MICRONUTRIENTES  EN LA NUTRICIÓN DE MAÍZ


Debido a la participación en las funciones  específicas y esenciales en la planta, excluyendo al H, O y C que son aportados a la planta por el agua y el aire, los elementos de la fertilidad se definen de acuerdo a la cantidad en que las plantas los demanda.

  • Elementos principales: Nitrógeno (N), Fosforo (P), Potasio (K).

  • Elementos secundarios: Azufre (S), Calcio (Ca), Magnesio (Mg).

  • Microelementos: Hierro (Fe), Manganeso (Mn), Zinc (Zn), Boro (B), Molibdeno (Mo), Cobre (Cu).

 

Es común  pensar que los microelementos al requerirse en cantidades muy pequeñas no limitan el crecimiento y desarrollo de los cultivos, esto es equivocado ya que si alguno de ellos no se encuentra presente en la concentración requerida, el rendimiento del cultivo se ve afectado negativamente.

Cada planta posee su mínimo, optimo o máximo de tolerancia para cada uno de los elementos citados, hacemos referencia a la frase “Todo es veneno, nada es veneno, depende de la dosis”.

Hierro (Fe)

Elemento absorbido principalmente por las raíces como ion ferroso (Fe2), asume la función de catalizador de los procesos respiratorios y de la formación de la clorofila.

Su disponibilidad depende de factores como temperatura, excesos de fósforo, aluminio y algunos metales pesados.

Los síntomas de deficiencia se manifiestan en las hojas jóvenes en forma de una clorosis intervenal pronunciada. La planta de maíz presenta una sensibilidad media a la deficiencia de este elemento.

Manganeso (Mn)

Manganeso (Mn)

Microelemento absorbido por la planta como ion manganeso Mn+2.  Es catalizador de la formación de la clorofila y de las reacciones de oxido-reducción en los tejidos. Es un elemento poco móvil, es poco disponible en suelos alcalinos.

Los síntomas de deficiencia se manifiestan tanto en las hojas jóvenes como adultas, en forma de clorosis intervenal y una formación de manchas necróticas. La planta de maíz esta dentro del nivel medianamente sensible

 

Zinc (Zn)

Absorción por raíz y vía foliar como ion divalente (Zn2+), implicado en la síntesis de triptófano, precursor clave de las auxinas (hormona de crecimiento vegetal). Es antagónico de Fe y fósforo; a menudo hace sinergia con el Cu y Mg. Su disponibilidad disminuye en suelos alcalinos. En la planta se muestra un acortamiento de los entrenudos, típico aspecto arrosetado y frutos pequeños.

En el caso de la planta de maíz es muy sensible a la deficiencia de este elemento, presenta manchas intervenales verde pálido y amarillas a veces blancas.

 

deficiencia de cobre-Cu

Cobre (Cu)

Es absorbido como ion divalente (Cu2+), participa en la activación de enzimas. Un exceso de este elemento resultaría tóxico para la planta, las deficiencias se presentan en caso de excesos de fósforo.

Deficiencias moderadas y agudas dan síntomas visibles en las partes apicales de la planta aunque no son tan vistosas, el maíz es mediamente sensible. 
Boro (B)

Es utilizado en las plantas como ácido bórico H3BO3. En las plantas se encuentra en pequeñas cantidades, pero aun así ejercita un efecto estabilizante en los complejos del Ca, además de influenciar procesos fisiológicos del control hormonal. Su disponibilidad se ve afectada por el exceso de N, aplicaciones recientes de cal y situaciones climáticas.

Elemento poco móvil, los síntomas de deficiencia se pueden manifestar en cualquier momento del ciclo productivo, el maíz es medianamente sensible a este problema. Se manifiesta en las hojas con un engrosamiento, fragilidad y puntos cloróticos. 
 

deficiencia de Boro-B

Molibdeno (Mo)

Deficiencia de Molibdeno (Mo)

Resulta más asimilable en suelos alcalinos por la planta como (MoO4), está asociado a la enzima nitrato-reductasa. Los síntomas que muestra en deficiencia son clorosis en las hojas basales más viejas y las hojas jóvenes resultan pálidas y menos desarrolladas.

Las plantas viven en un ambiente iónico muy diluido donde logran nutrirse y por lo tanto sobrevivir, si este no cumple con las características indicadas la planta no tendrá un desarrollo y crecimiento óptimo.

Los micronutrientes aun en cantidades pequeñas son indispensables, una deficiencia o un exceso conlleva a tener consecuencias. Por lo que llevar una verificación de su presencia en la planta es indispensable. Recordemos una planta bien nutrida, es una planta vigorosa y con capacidad productiva.

Castellanos, Z., J. 2013.  Manejo Nutricional de Maíz. Instituto para la Innovación Tecnológica en la Agricultura (INTAGRI). México.

Si deseas especializarte en este tema Intagri estará Impartiendo el 3er Curso Internacional sobre la producción de Maíz de Alto Rendimiento que se llevará a cabo en la ciudad de Guadalajara , Jal. México, los días 3 y 4 de marzo de 2016, donde se abordaran temas sobre la Formulación de programas de fertilización con base en metas de rendimiento y análisis de suelo, además se hablarán estrategias de ¿Cómo?, ¿Cuándo? y ¿Cuánto? Fertilizar y regar, así mismo se hablara sobre el Manejo integrado de plagas, enfermedades y malezas en el cultivo de maíz entre otros temas más.

 

Redes Sociales:

http://rivulis.com/contacto/?lang=es
Se prohíbe la reproducción total o parcial de este documento sin previa autorización de Intagri, S.C.

Artículos Relacionados


Los 10 Componentes Tecnológicos Más Importantes en la Producción de Maíz de Alto Rendimiento

Los 10 Componentes Tecnológicos Más Importantes en la Producción de Maíz de Alto Rendimiento

Los 10 componentes más importantes para la producción de maíz de alto rendimiento son: rotación de cultivos o cultivos de cobertura, selección de híbridos, tratamiento a la semilla, fecha de siembra, siembra y establecimiento, densidad de población, fertilización, riego, fungicida y regulador fisiológico, y control de plagas y enfermedades.

3894 Visitas
Comentarios

Compartir en Redes Sociales:


Guía de Fertilizantes Fosfóricos para Cultivos

Guía de Fertilizantes Fosfóricos para Cultivos

El fósforo es el segundo nutrimento en importancia, dada la frecuencia con que ocurre su deficiencia en el suelo. Esta deficiencia está muy asociada a la baja movilidad del fósforo en el suelo al ser altamente fijado o precipitado por los minerales que lo componen, por lo que emplear la fuente adecuada permitirá mejorar la absorción de fósforo por los cultivos.

4095 Visitas
Comentarios

Compartir en Redes Sociales:


Biología y Ecofisiología del Cultivo de Papaya

Biología y Ecofisiología del Cultivo de Papaya

La papaya (Carica papaya L.) es un cultivo frutícola de regiones tropicales y subtropicales. A nivel mundial la superficie sembrada es de aproximadamente 400 mil hectáreas, de las cuales se producen más de 12 millones de toneladas; la mayor parte de la producción se concentra en Asia y América. El conocimiento de la interacción de la papaya con factores ambientales como luz, viento, agua y características del suelo, es necesario para maximizar el rendimiento de este cultivo.

7016 Visitas
Comentarios

Compartir en Redes Sociales:


Comentarios

Anónimo comentó:
Publicado: 2015-12-21 23:51:29
Hola gracias por la información, está muy interesante la información que nos envia mes a mes. Solo les comento que no puedo descargar los artículos en pdf, ojalá me puedan indicar como. Saludos
Anónimo comentó:
Publicado: 2016-04-05 11:25:43
Gracias por los reportes emitidos. No puedo descargar los archivos en pdf. Agradecería muchísimo si me facilitaran para realizarlo. GRACIAS. SALUDOS desde PERU.